Blog

Llega la Navidad y es tiempo de disfrutar de la familia y los amigos, nos sentimos más cerca de nuestros seres queridos y suelen ser días de reflexión, nos plantearnos si cuidamos y mimamos como se merecen a todas esas personas especiales que forman parte de nuestra vida y a nosotros mismos.

Muchas veces lo más placentero y sorprendente está más cerca de nuestra mano de lo que podemos imaginar, así que os proponemos aprovechar todo lo que nos ofrece la naturaleza para cocinar exquisitos platos que alegrarán el día a todo el que lo pruebe.

Las especias, es el nombre genérico que reciben ciertos aromatizantes de origen vegetal procedente principalmente de las partes duras como semillas y cortezas de ciertas plantas, así como hojas de algunas hierbas. Entre sus propiedades además de aportar un sabor y olor exquisito, se llevan empleando desde la antigüedad como conservantes y como condimentos que benefician la digestión, tanto valor han tenido desde siempre que incluso se empleaban como moneda de cambio.

Las hay que modifican el sabor y el aspecto de los alimentos y las que activan el paladar, lo que es cierto es que las especias en nuestros platos aportan nutrientes valiosos biológicamente activos, vitaminas y minerales.

Para estos días os proponemos preparar un delicioso bizcocho de jengibre que hará las delicias de vuestros invitados:

Bizcocho de Jengibre

Ingredientes

Para la mezcla de especias
– 4 cucharaditas de canela en polvo
– 4 cucharaditas de jengibre en polvo
– 3 cucharaditas de cardamomo recién molido
– 2 dientes de clavo de olor recién molido
– 1 cucharada de jengibre fresco recién rallado

Para el bizcocho

– 540 g de harina
– 2 cucharaditas de bicarbonato de sodio
– 1/4 cucharadita de sal
– 3 cucharadas mezcla de especias
– 4 huevos grandes
– 240 g de azúcar mascabado o azúcar moreno
– 200 ml de melaza
– 250 g de mantequilla sin sal
– 200 ml de nata o crema de leche de 35% contenido de grasa.
– 300 ml de leche

Para el glaseado

– 100 g de azúcar glas
– 1 cucharada de zumo de limón

Elaboración

Os proponemos realizar la receta en Thermomix pero si no contáis con ella podéis adaptarla y hacerla manualmente.

Incorporar en el vaso la harina, el bicarbonato, la sal, 3 cucharadas de mezcla de especias y programar 10 segundos velocidad 7. Retirar del vaso y reservar.

Ahora incorporar en el vaso los huevos y el azúcar y programar 20 segundos velocidad 3. Añadir la melaza y programar 20 segundos velocidad 3.

Derretir la mantequilla y agregar la nata y la leche. Añadir esta mezcla a la mezcla de huevos que está en el vaso y programar 10 segundos velocidad 3.

Por último, programar 20 segundos velocidad 3 y añadir los ingredientes secos poco a poco por el cubilete. Terminar de incorporar los ingredientes con espátula con movimientos suaves, hasta lograr una mezcla homogénea.

Verter la mezcla en el molde preparado y hornear en la parte inferior del horno durante 55-65 minutos. Recién pasados los 50 minutos se puede abrir el horno para comprobar con un palillo si el bizcocho está hecho.

Dejar enfriar en el molde durante 15 minutos, luego desmoldar sobre una rejilla metálica hasta que se enfríe completamente.

Para el glaseado

Mezclar el azúcar glas con el zumo de limón y volcar inmediatamente sobre el bizcocho.

Esperamos que lo disfrutéis y os guste tanto como a nosotros.

¡Buen provecho!